El inductivismo

Para Chalmers el inductivismo es algo que debemos superar y para superarlo primero tenemos que conocerlo.

La logica

logic

Es la deduccion de una nueva hipotesis por medio de otras que ya estan establecidas, un ejemplo valido seria:

a – Todos los blogs de filosofia son aburridos

b-  Este es un blog de filosofia

resultado: Este blog es aburrido

seria una forma de deducir una nueva hipotesis pero aun asi esta nueva hipotesis tiene que buscar una forma de ser corroborada y eso es con el metodo cientifico, para la logica existen diferentes tipos de deducciones posibles, pero hay que tener cuidado con algunos, me explico, el primer tipo de deduccion seria la simple, la que toma dos enunciados y crea un tercero que es verdadero; otro tipo de enunciado seria una que no necesariamente sea verdadera, hablamos de una oracion que sea parcial y que no diga una verdad del todo como por ejemplo en el enunciado anterior cambiamos la oracion “a” y que diga: “Algunos blogs de filosofia son aburridos”, con “algunos” podria referirse a otros blog y no es mio, entonces el resultado no es del todo verdad; el ultimo tipo de enunciado es uno contradictorio, seria uno que por algun metodo mas grafico nuestra que es falsa.

El inductivismo

Para el inductivismo ingenuo, la ciencia se inicia con la observación. Para ello se requiere que el observador científico tenga los sentidos en condiciones normales y esté libre de prejuicios. A los enunciados a los que se llega mediante la observación se les llama como “enunciados observacionales”, de los cuales se derivarán, mediante la generalización, teorías y leyes que constituirán el conocimiento científico.

Podemos distinguir entre dos tipos de enunciados observacionales: los singulares, derivados de la observación de un determinado fenómeno, en un determinado momento y lugar; y los generales, que hacen referencia a todos los acontecimientos de un determinado tipo en todos los lugares y en todos los tiempos. Las leyes y teorías que forman el conocimiento científico son enunciados de este tipo, que se llaman universales.

Las condiciones que deben cumplir los enunciados observacionales singulares para establecer generalizaciones universales son tres y son las siguientes:

  1. que el número de enunciados observacionales sea grande, vale decir, no es valido establecer una generalización a partir de una sola observación. Se trata de una condición necesaria.
  2. que las observaciones se comprueben en una amplia variedad de condiciones.
  3. que ningún enunciado observacional aceptado contradiga la ley universal derivada. Ésta es una condición esencial.

El tipo de razonamiento que nos permite ir de los enunciados singulares a los universales, es decir, de la parte al todo, se llama “razonamiento inductivo”, y al proceso se llama “inducción”.

Razonamiento deductivo

Una vez que se disponen de leyes y teorías universales, se podrán extraer de ellas consecuencias varias que servirán de explicaciones y predicciones. El razonamiento empleado para obtener estas derivaciones se lo conoce con el nombre de “razonamiento deductivo”. Como se ha mencionado La lógica es la disciplina que estudiaria este razonamiento. Recordando que la lógica y la deducción por sí solas no pueden establecer la verdad de enunciados fácticos, dado que puede haber deducciones inválidas.

Para el inductivismo, la fuente de la verdad de un enunciado no está en la lógica sino en la experiencia, en la observación. Tras el establecimiento de enunciados mediante la observación y la inducción, se puede deducir de ellos la predicción. El camino sería el siguiente: de la observación, mediante la inducción, se establecen leyes y teorías; de éstas mediante, la deducción, se derivan predicciones y explicaciones.

inductivismo

El problema de la induccion

La validez y la justificabilidad del principio de inducción pueden ponerse en duda. En relación a la validez, se sostiene que las argumentaciones lógicas válidas se caracterizan por el hecho que si la premisa es verdadera, la conclusión debe ser verdadera. Esto es lo propio en las argumentaciones deductivas. Pero las argumentaciones inductivas no son argumentaciones lógicamente válidas. Podría darse el caso de conclusiones falsas con premisas verdaderas, sin que esto constituya una contradicción. Ejemplo: se observó en repetidas ocasiones y en variadas circunstancias cuervos negros. Pero no hay garantías lógicas que el próximo cuervo que se observe no sea rosa. Si así sucediera, la conclusión “todos los cuervos son negros” sería falsa. Respecto a la justificabilidad, los inductivistas emplean la inducción para justificar la inducción. La inducción no se puede justificar sobre bases estrictamente lógicas.

Si bien la inducción funciona en algunas ocasiones, por ejemplo, en las leyes de la óptica y del movimiento planetario, presenta algunas desventajas:

  • determinar cuánto es “un número de enunciados observacionales grande”.
  • determinar cuánto es “una amplia variedad de circunstancias”.

Un modo de atenuar la postura del inductivismo ingenuo consiste en recurrir a la probabilidad: ya no se afirma que las generalizaciones a las que se han arribado mediante la inducción sean perfectamente verdaderas, sino probablemente verdaderas.

Esta concepción sin embargo, mantiene las desventajas ya mencionadas.

Se criticará el estatus y el papel que desempeña la propia observación.

El inductivismo ingenuo tiene dos supuestos en relación a la observación, ambos falsos:

1)      La ciencia comienza con la observación.

2)      La observación da una base segura para derivar el conocimiento.

Dos personas que observen el mismo objeto desde el mismo lugar y en las mismas circunstancias no tienen necesariamente idénticas experiencias visuales aunque lo que vean sea prácticamente idéntico. Lo que un observador ve depende en parte de su cultura y su estado general. Se suma a esto el hecho de que las teorías preceden a los enunciados observacionales, es decir, los enunciados observacionales se hacen en el lenguaje de alguna teoría. Por lo tanto, es falso que la ciencia comience con la observación.

los enunciados observacionales son tan falibles como las teorías que expresen y por lo tanto el hecho de ser base sobre la cual edificar leyes y teorías científicas es erróneo. Para establecer la validez de un enunciado observacional es necesario apelar a la teoría, esta postura es contraria a la que sostienen los inductivistas, que ven en la observación la fuente del conocimiento.

Los inductivistas más modernos establecen una diferencia entre el modo de descubrimiento de una teoría y su modo de justificación. Admiten que las teorías se pueden concebir de distintas maneras, por ejemplo, tras un momento de inspiración, accidentalmente o tras períodos de observaciones.

Se sabe que usualmente las teorías son concebidas antes de hacerse las observaciones que las comprueban. Para los acérrimos defensores del inductivismo, las teorías sólo tienen sentido si se pueden verificar mediante la observación. Pero no se puede mantener esta división tajante entre teoría y observación ya que esta última está influida por la teoría.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s